ARTÍCULOS POR NUESTROS CONFERENCISTAS

6
Dic

Cómo es que los rodamientos correctos pueden mejorar su proceso de manufactura

Por: Chris Wilson, Ritbearing Corporation.

Un buen proceso de producción es aquel que no tiene problemas, lo que lo hace más rentable. Si bien es imposible evitar que ocurra cada problema de producción, hay algunos pasos que puede tomar para reducir su riesgo. Una de las áreas de oportunidad más olvidadas en este sentido es la selección de los rodamientos. Este artículo se centrará en los rodamientos de baja fricción y en cómo pueden ayudarlo a reducir los costos de producción, mejorar la productividad y ayudar a que su proceso de manufactura sea más rentable

Prevenga la falla de la maquinaria

En sus términos más simples, la falla de una máquina (o componente) significa que esta ha dejado de funcionar de la forma en que fue originalmente diseñada. Esta falla podría ser catastrófica o funcional, es decir, la pérdida de efectividad de una máquina que aún funciona. Por ejemplo, una bomba que fue diseñada para impulsar 400 litros de agua por minuto que ahora solo puede mover 200 litros por minuto se clasificaría como una falla de la máquina.

Se estima que el 70 por ciento de las fallas de la maquinaria se deben a la degradación de la superficie (desgaste de componentes) y que la mayoría de estos problemas se deben a desgaste mecánico.

Aunque cualquier rodamiento inherentemente reduce la fricción, una vista microscópica de la superficie de un rodamiento revelará imperfecciones o rugosidades que realmente crean fricción. En comparación con los rodamientos estándar, los rodamientos de baja fricción reducen la fricción en un 30 por ciento o más. Esto diminuye la degradación de la superficie, lo que reduce el riesgo de falla de la máquina.

El beneficio más obvio de usar rodamientos de baja fricción es el costo. Debido a que usted gasta menos en partes de repuesto y a que los empleados no pierden productividad durante los períodos de inactividad, puede reducir el costo total de propiedad de la máquina.

También hay menos costo de oportunidad. Si una máquina opera con una eficiencia del 50 por ciento, simplemente no puede producir todas las piezas posibles en un período determinado. Esto no solo crea un cuello de botella oculto que dificulta el cumplimiento de las demandas de producción, sino que también implica que no se fabrican las piezas que se podrían producir. En otras palabras, tiene menos producto para vender y menos ingresos por sus esfuerzos.

Eficiencia de energía

Según la Agencia Internacional de Energía (AIE), el precio de satisfacer las demandas mundiales de energía hasta el 2030 será de US $ 26.3 billones. Para poder pagar este aumento de la demanda, los costos de la energía están aumentando.

Es probable que las máquinas que utiliza en el proceso de producción representen una parte importante del consumo de energía de su empresa. Aquí es exactamente donde la demanda de energía afecta su proceso de producción. En esencia, cuesta más crear el mismo producto, lo que le deja con un par de opciones: aumentar los precios del producto final o encontrar maneras de reducir los costos de producción. Afortunadamente, los rodamientos de baja fricción pueden ayudarle a enfrentar este reto.

Las máquinas que usan rodamientos de baja fricción requieren menos energía y, por lo tanto, menos dinero. Esto mejora el flujo de efectivo de su empresa, lo que significa que puede invertir en máquinas nuevas o mejoradas, nuevos empleados o alguna otra área crítica de su negocio.

Como beneficio adicional, debido a que las emisiones de gases de efecto invernadero están directamente relacionadas con el consumo de energía, los rodamientos de baja fricción son mejores para el medio ambiente.

Productividad del empleado

Todas las máquinas en operación generan calor. Esto aumenta la temperatura del aire que, si no se controla, puede afectar negativamente la productividad de los empleados.

De acuerdo con la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA, por sus siglas en inglés), la temperatura de trabajo óptima es entre 20 y 24 grados Celsius. Los ambientes de trabajo por encima de este rango de temperatura hacen que sea más difícil para los trabajadores concentrarse y los hace sentirse fatigados.

Debido a que los rodamientos de baja fricción reducen la fricción, las máquinas de su planta producen menos calor. Esto hace que sea más fácil y menos costoso mantener las condiciones de trabajo a temperaturas más confortables y más productivas. En otras palabras, empleados cómodos son empleados felices. Los empleados felices son empleados más productivos.

Elegir el rodamiento correcto para su aplicación es muy importante. Cuando se trata del proceso de producción de su planta, los rodamientos de baja fricción proporcionan una manera de mantener los costos bajos mucho después de que se realiza el pedido inicial porque limitan las fallas de la maquinaria, son más eficientes en cuanto a consumo de energía y mantienen a los empleados más confortables y más productivos.

Leave a Reply